¿Qué ponernos?

Muchas veces nos paramos delante del espejo y nos probamos 5 piezas diferentes y ninguna nos gusta. Asistiremos a una cita o evento importante y queremos estar radiantes, sin embargo, a la hora de vestirnos miramos el clóset y lo único que pensamos es: “No tengo nada que ponerme”. Ahí es cuando viene el caos, el pensamiento de: “Mejor me quedo en casa” y la tortura de que si nos ponemos lo que tenemos en el clóset seremos los más feos de la fiesta.

Bueno, en algunos casos nuestros clósets sí están desprovistos y lo mejor es que corramos a la tienda a comprarnos algo. Sin embargo, en otras no pocas ocasiones si tenemos opciones, lo que pasa es que ninguna nos acomoda en ese momento porque nos vemos gordos, o porque la ropa la vemos vieja, o porque ya nos hemos puesto este vestido. En fin, que para no enloquecer se trata de seleccionar la pieza que mejor se adecua al tipo de evento al que vamos a ir, al horario, clima y si ya nos la hemos puesto, pues probémosla con otros accesorios.

Amigos, para lucir no hay que tener un clóset lleno, sino buen gusto e imaginación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *